Los Días de Antes

Los días previos fueron verdes,
Fueron días silenciosos donde solo se escuchaba un rumor,
Donde solo se escuchaba un zumbido.

Los días previos fueron fríos,
Fueron días en los que la gente estaba cansada,
Fueron días durante los cuales no hubo esperanza.

Los días que precedieron tenían ese sentimiento,
Esos días eran una sola gran desilusión: y una sola revelación,
Fueron días ajenos, días prestados.

Durante los últimos días que se sucedieron con anterioridad: la humanidad había perdido la capacidad de engañarse,
La voracidad del individuo se mostraba desnuda ante el sujeto,
El que se come sus propias manos.

Antes, habían días: muy extraños, durante los cuales los ideales y las ideas, todos parecían gastados; sobreexpuestos a una radiación inmaterial,
Esos días ahora parecen nada,
Pero esos días existieron.